UCRANIA: historia del conflicto que llevo a la guerra

Nota: Diego Ramirez – Uruguay

En marzo de 1783,  la emperatriz  de Rusia Catalina la Grande   anexiona a su imperio a Crimea (que había  sido liberada  unos años atrás del imperio Otomano por la propia Rusia), por consejo del príncipe Grigori Aleksándrovich Potiomkin, un estadista y consejero de la reina, que  le solicitó la anexión a pedido de personalidades de la zona que querían la protección de Rusia y también  debido a las incesantes incursiones de los turcos tártaros y otomanos, para capturar rusos y esclavizarlos.  Crimea pasa entonces en 1783 a formar parte de Rusia y desde ese año hasta el día de hoy, han habido siempre sin excepción, personas Rusas en Crimea. El 30 de diciembre de 1922  Rusia pasa a formar parte de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), al igual que  Ucrania . 

El 19 de febrero de 1954,  Nikita Jrushchov  Primer Secretario del Partido Comunista de la URSS en ese momento, quien era un amante de Ucrania, aprobó un decreto para transferir Crimea de  Rusia a la vecina  Ucrania como una forma de demostrar amistad y confianza en el bloque, el traspaso administrativo se consumó el 17 de junio de 1954. Años más tarde y con una URSS convulsa, Ucrania se separa del bloque sovietico para convertirse  en un Estado independiente el 24 de agosto de 1991, luego vino  la Disolución real de la Unión Soviética el 26 de diciembre de 1991. 

Despues de la disolucion de la URSS,  entre la caída del Muro de Berlín el 9 de noviembre de 1989 y la desaparición de la URSS  en diciembre de 1991, las negociaciones se basaron en la   reunificación alemana y en una cuestión especialmente trascendente para Rusia: el compromiso que los mandatarios norteamericanos asumieron de que la OTAN no se expandiría hacia el este.  (En 1990, el Gobierno de Estados Unidos prometió al entonces primer presidente de la Unión Soviética, Mijaíl Gorbachov, que el bloque militar no se ampliaría hacia el este tomando los países de la antigua URSS.)

Gorbachov y Reagan. Foto: AFP

 Tras la disolución de la URSS y el fin de la guerra fría, no habría razones para que la OTAN continuará cercando con sus bases y sus misiles de todo tipo, además de  ojivas nucleares a una Rusia menguada y en crisis económica causada por la creciente corrupción de una camada de personajes que se hicieron con el poder de las empresas más importantes del país y que vendieron también la mayor parte a empresas occidentales. A pesar de todo, la alianza  de la OTAN a finales de la década del noventa se propuso incorporar a casi todos los  países del bloque sovietico y así lo fue haciendo de una forma muy rápida  fue  destruyendo a quienes se oponian a sus planes. La OTAN se fue ampliando y desde 1997 ha incluido entre sus miembros a 14 países que proceden del antiguo bloque comunista. En el caso de la antigua Yugoslavia  fue bombardeada incesantemente e indiscriminadamente por la OTAN en 1999 matando miles de personas y destruyendo ciudades enteras, inclusive bombardeando escuelas, colegios y  embajadas de otros países en la región violando todos los convenios y las leyes internacionales.

Las duras imágenes de la intervención «humanitaria» de EE.UU. y la OTAn en Kosovo. foto:Reutersi Autor: Reuters

El ataque de la OTAN  a Yugoslavia cumplio su objetivo de dividir el pais en 8 regiones de 6 paises reconocidos y 2 no reconocidos, además de devastar las regiones y sus economías, los países quedaron enormemente endeudados por lo que para algunos ingresar en la OTAN  era una forma de conseguir pronto  un canal de crédito del Fondo Monetario Internacional. La OTAN se encargó de ir ingresando rápidamente a los países de la antigua URSS,  (Polonia en 1999, República Checa en 1999,Hungría 1999, luego Rumania en el 2004,  Estonia 2004, Letonia 2004, Lituania 2004, Bulgaria 2004, Eslovaquia 2004 , Eslovenia 2004, Croacia 2009, Albania 2009, Montenegro 2017,Macedonia del Norte 2020. En 2008, la OTAN había  declarado que  Georgia y Ucrania podrían ser finalmente admitidos por la alianza, esto se ha dilatado, pero en estos últimos años ha tomado fuerza nuevamente. 

Foto:Vladimir Putin con Boris Yeltsin – wikipedia.org

Desde la llegada de Vladimir Putin al poder el  31 de diciembre de 1999 tras las incoherencias y la dimisión de Boris Yeltsin, Rusia ha venido alcanzando un nivel de proyección y  organización que la ha devuelto rápidamente, en muy pocos años, al estatus de potencia económica y militar. Desde que Putin es el mandatario, ha venido solicitando que la OTAN no continúe expandiéndose cada vez más cerca de la frontera con Rusia como se había ya acordado con  Gorbachov tras la disolución del bloque sovietico. Esto   es algo que siempre reclama Rusia ante la ONU sin obtener respuestas concretas.  La OTAN  continúan ingresando países y se proyectan cada vez más anexiones, las últimas adquisiciones del bloque fueron Montenegro en el 2017 y Macedonia del Norte en el 2020.

Pero vayamos al año 2013  cuando  Barack Obama  nombró a Victoria Nuland  Secretaria de Estado Adjunta para Asuntos Europeos y Euroasiáticos, personaje que ya había participado para  orquestar las guerras de Irak y Afganistán. Nuland utilizó bien su nuevo

cargo desde donde  promovió activamente las protestas de grupos nacionalistas y neonazis en contra del gobierno de Víktor Yanukóvich presidente de Ucrania en aquel entonces porque este se oponia  al ingreso de Ucrania en la Unión Europea y  en la OTAN. No sólo Nuland auspició el golpe de estado a través de la CIA  sino que además, participó personalmente junto Geoffrey Pyatt, el embajador de Estados Unidos en Ucrania (en ese momento) en las manifestaciones que la extrema derecha escenificaba en la Plaza Maidan de Kiev a finales de diciembre del 2013 en donde fueron fotografiados llevandoles bolsas con comida para repartir entre los manifestantes de la extrema derecha Ucraniana.

Victoria Nuland junto Geoffrey Pyatt, el embajador de Estados Unidos repartiendo comida en Ucrania en las manifestaciones que la extrema derecha escenificaba en la Plaza Maidan poco antes del golpe de estado. AFP

La propia Victoria Nuland reconoció luego en CNN en el  2014 que EEUU  había asignado 5 mil millones de dólares para “apoyar la democracia” en Ucrania desde la caída de la Unión Soviética en 1991.

“Ese dinero ha sido gastado en apoyar las aspiraciones del pueblo ucraniano para tener un gobierno fuerte y democrático que represente sus intereses”, dijo Nuland en la entrevista. El 22 de febrero de 2014 se produce el golpe de estado y el derrocamiento de Yanukóvich. Se inició un  golpe de estado sangriento en el que se produjeron asesinatos y masacres por parte de la extrema derecha, como la de la matanza en la Casa de los Sindicatos de Odessa en la que fueron asesinadas con palos, a balazos o incendiadas  más de 40 personas. Hasta aqui ni la UE ni la comunidad mundial estaban preocupados por la situacion como lo estan hoy. A partir de allí diversos grupos prorrusos se manifestaron en contra del nuevo gobierno en Kiev y proclamaron sus anhelos de estrechar sus vínculos con Rusia.  El 6 de marzo de 2014, las autoridades de la República Autónoma de Crimea anunciaron la convocatoria a un referéndum para el 16 de marzo siguiente para volver a ser parte formalmente de Rusia, el resultado fue que casi el 97 % del total de los votantes votó por la anexión de Crimea  a Rusia.

El pueblo celebrando en Crimea la anexión a Rusia. Archivo elpais.cr

Ya en el  2014  en  Donbás, las zonas de Donetsk y Lugansk   deciden  autoproclamarse  repúblicas  Populares de Donetsk (RPD) y Lugansk (RPL) para independizarse de Ucrania. Esta zona es una región limítrofe con Rusia y  está poblada en su mayoría por rusoparlantes.  Rusia  ingresó en ese entonces en la región solo para resguardar la vida de las personas, muchas de ellas  con ciudadanía rusa.  Por eso Rusia llamó a negociaciones y se celebraron los acuerdos de Minsk con 12 puntos básicos  a respetar, el primero de ellos era  “Alto el fuego inmediato en las regiones ucranianas de Donetsk y Lugansk, y su estricto cumplimiento a partir de las 00:00 horas (hora de Kiev). Se firman los acuerdos el el 5 de septiembre de 2014 y poco después el ejército de Ucrania lanza una ofensiva para retomar el control del Aeropuerto Internacional de Donetsk y se retoman los ataques y los combates! Rusia denuncia que Ucrania está rompiendo los acuerdos de Minsk, pero a la comunidad occidental parece no importarle. 

En la foto: una casa destruida por ataque del ejercito de Ucrania en el pueblo deTaramchuk, en Donetsk. Reuters

 Durante estos ultimos 8 años  en Donbás se ha dado un genocidio por parte del Gobierno ucraniano, mientras que los medios occidentales han ocultado sistematicamente la informacion. Ocho años de  bombardeos  continuos,  contra la población civil, no es  una guerra donde se bombardean entre fuerzas militares, se ataca directamente a matar civiles. Además, lo que ocultan todos los medios, es que el Gobierno ucraniano ha utilizado armas prohibidas por los convenios internacionales, como fósforo blanco, pero esto a la Unión Europea y a la ONU parece no molestarles mucho. El gobierno de Ucrania y la extrema derecha quieren exterminar a  cualquier minoría étnica que no sea ucraniana y sobre todo a la rusa. Durante los últimos años se ha prohibido el idioma ruso en el país y se ha desvinculado a la iglesia ortodoxa rusa creando una iglesia ortodoxa ucraniana como forma de eliminar todo tipo de vínculo con rusia, todo esto olvidando que en el origen de estos pueblos por el año 882 se fundó La Rus de Kiev que  fue una federación de tribus eslavas que dio vinculo a los pueblos de Kiev (Hoy Ucrania) y de Rus (Rusia) hasta el dia de hoy.  En el país cerca del 20% son rusos y se estima que entre un 30%  y un 40% tiene incorporado el idioma ruso. En los últimos años el presidente Volodímir  Zelenski no solo ha hablado constantemente del ingreso de Ucrania en la OTAN sino que también ha dicho que quiere analizar la posibilidad de que Ucrania tenga  armas nucleares, además de que   también promete que van a ir a recuperar Crimea.  

La Asamblea General de la ONU aprobó en diciembre del 2021 una resolución para luchar contra la glorificación del nazismo gracias al voto positivo de una gran mayoría de los miembros. La votación obtuvo el sí de 130 países y sólo el voto negativo de dos de ellos: Estados Unidos y Ucrania.  Foto:revistadefrente.cl

No solo Ucrania no respeta los acuerdos, sino que desde el mismo año  2014  Estados Unidos ha proporcionado más de US$2.500 millones de dólares en ayuda de   asistencia de seguridad a Ucrania, lo que significa todo tipo de armamento. También en el 2021 alrededor de 150 miembros de la Fuerza de Tarea Gator de la Guardia Nacional de Estados Unidos se desplegaron en Ucrania como parte del Grupo de Entrenamiento Multinacional en Ucrania, reemplazando así a la Guardia Nacional  que se había  establecido en 2015 para dar apoyo y entrenamiento militar a Ucrania. También la Unidad de Operaciones Especiales de Europa tiene un “papel importante” en el entrenamiento y asesoramiento de las fuerzas especiales ucranianas a través de ejercicios, comunicación y coordinación “en cada escalón”, según confirmó el  propio Pentágono. El Ejército de EE.UU. en Europa entrena en Polonia, Lituania, Rumania, Alemania, los Países Bajos y Grecia, mientras que la 4ª Brigada de Asistencia de las Fuerzas de Seguridad tiene equipos de rotación en Georgia, Letonia, Macedonia del Norte, Polonia y Rumania, es decir que Estados Unido ha venido haciendo entrenamientos militares y colocando armamentos en casi todas las fronteras de Rusia a lo largo de estos últimos años, pero cuando Rusia envía a  hacer ejercicios militares dentro de su propio territorio, la OTAN se pone en alerta  y termina de militarizar por completo a Ucrania además de lanzar amenazas a Rusia en caso de “invadir”. 

Bases de la OTAN cercanas a Rusia – Imagen piensachile.com – Ignacio Sanchez

A pesar de todo Rusia se mantiene en la postura de volver a  los acuerdos de Kiev y aplicarlos desde ambas partes. 

El Pentágono continúa generando aires bélicos al afirmar que  tiene movilizados a unos 8.500 soldados “listos” para desplegarse en el este de Europa, dentro de la OTAN, en caso de que Rusia invada Ucrania. Luego también el presidente Joe Biden analizo las opciones para desplegar más tropas de los aliados de la OTAN en Europa del Este.  Más tarde la Casa Blanca pidió a los estadounidenses en Ucrania que “salgan ya” del país ante la posibilidad de una “INVASIÓN” rusa.

El  24 de enero del 2022  la Alianza Atlántica anunció que está “en estado de alerta” y envía barcos y aviones de combate adicionales a los despliegues de la OTAN en Europa oriental.  El 4 de febrero Bloomberg, uno de los medios más importantes de EE. UU., colgó una noticia acerca de una  invasión de Rusia a Ucrania, que por supuesto era falsa, la retiró media hora después, pero ya había alimentado el ambiente de guerra y  se replicaba en las redes sociales. Como si fuera poco en el Donbás   entre las noches del 18 al 20 de febrero, se produjeron nada menos que 2.158 violaciones del alto el fuego, incluidas 1.100 explosiones y las autoridades de Donetsk y Lugansk denuncian  que Kiev  bombardea Donbás con armas pesadas, infringiendo deliberadamente las medidas adicionales aprobadas en 2020 para reforzar el alto el fuego.

El 21 de febrero Rusia reconoce a las repúblicas independentistas de  Donetsk y Lugansk y allí el mundo occidental señala a Rusia nuevamente como el eje de todos los conflictos. El 24 de febrero del 2022  el presidente de Rusia, Vladímir Putin, anunció la decisión de lanzar una operación militar en el Donbás, en el este de Ucrania, y reafirmó que Moscú procurará la desmilitarización del país vecino y negó la intención de ocuparlo. 

El presidente ruso, Vladímir Putin. Foto: Kremlin / Sputnik

Ese dia Putin declaró:

Las repúblicas populares en Donbás han pedido ayuda a Rusia. En este sentido, de conformidad con el artículo 51, párrafo 7, de la Carta de las Naciones Unidas, con la autorización del Consejo de la Federación de Rusia y de acuerdo con los tratados de amistad y asistencia mutua con la República Popular de Donetsk y la República Popular de Lugansk ratificados por la Asamblea Federal el 22 de febrero de este año, Rusia ha decidido llevar a cabo una operación militar especial (en la zona del Donbas).

Vladimir Putin

Luego de comenzada la operación, los países occidentales   empiezan a descargar toda su ira contra Rusia, a partir del sábado 26 de febrero del 2022, Estados Unidos, la Unión Europea, Reino Unido y Canadá acordaron realizar sanciones tales como, excluir a determinados bancos rusos del sistema financiero SWIFT (sistema que  posibilita  movimientos de pagos entre miles de bancos del mundo), como forma de aislar a las instituciones financieras rusas del mercado financiero. También se han congelado los activos del Banco Central ruso en EE. UU., Canadá,  Gran Bretaña y la Unión Europea (UE).

Congelaron tambien los activos del presidente de Rusia, Vladimir Putin, de su primer ministro, Mijaíl Michoustine, de su ministro de Asuntos Exteriores, Serguei Lavrov, y de otros miembros del gobierno. Además se congelaron los activos en la UE de  los empresarios rusos y se verán estos privados de obtener la ciudadanía europea para ellos y sus familiares.     Francia  ya ha anunciado que confiscará las pertenencias de los empresarios rusos  sancionados por la UE y que  actualmente  están elaborando las  listas de esas personas sancionadas. Estados Unidos  anunció que su espacio aéreo  estaría cerrado a los aviones rusos. Al igual que la UE y Canadá, que ya habían prohibido a los aviones rusos sobrevolar, despegar y aterrizar en su territorio unos días antes.

Los miembros de la OTAN también impusieron prohibiciones a la exportación de bienes, tecnología y servicios para la industria aeroespacial,  empresas como Airbus y Boeing ya suspendieron las entregas de repuestos y dejaron de dar  soporte técnico  a las aerolíneas rusas. La Unión Europea ha prohibido la venta, el suministro, la transferencia o exportación de ciertos bienes y tecnologías a Rusia, los microprocesadores o equipos necesarios para producir microchips también están incluidos.  Alemania ha suspendido la certificación del gasoducto Nord Stream 2 del Mar Báltico. 

Se termina con la libertad de prensa y se prohíben los  medios de información rusos como RT  y Sputnik  así como su distribución  del contenido tanto en televisión como en redes de  internet dentro de la UE. También las redes occidentales atentaron contra la libre información, bloqueando instagram y facebook para rusos, también generando problemas con  twitter en toda rusia.  Según dijo la presidenta de la Comisión de la UE, Ursula von der Leyen, esos medios (Rusos) son considerados “desinformación venenosa y dañina en Europa”. 

 La censura de la UE contra los medios rusos”. | Foto: Sputnik

Las empresas petroleras Exxon Mobil, Shell, BP y Eni, anunciaron su retirada del mercado ruso, al igual que los  estudios cinematográficos estadounidenses  Disney y Paramount que no quieren llevar películas a Rusia. Las federaciones deportivas internacionales se niegan a que los equipos y atletas rusos participen en los torneos y expulsaron a Rusia del mundial de Catar,  además de quitarle  el Gran Premio de Rusia de  la Fórmula 1. Tampoco se salvan los artistas ya que ahora están cancelando   los conciertos de músicos rusos que no se distancian de las posturas de su gobierno.

Foto: Autódromo de Sochi – Arne Müseler.www.arne-mueseler.com.hallo@arne-mueseler.com

Parece que el mundo no siente indignación con la mayor catástrofe humanitaria del mundo que ha sido generada por Estados Unidos, Arabia Saudita y muchos de sus aliados en la guerra de Yemen, que comenzó también en aquel año 2014 en  donde muere un niño cada 10 minutos y los combates son constantes y que han causado la muerte a miles de personas y han desplazado a la poblacion civil, pero por alguna extraña razón no solo el mundo no salió a pedir justicia, sino que tampoco se organizó ni siquiera ayuda humanitaria por parte de todos los países que hoy buscan soluciones al pueblo ucraniano y todavia algunos europeos dicen estar consternados porque estos que sufren son rubios de ojos azules.

Foto: Ciudad de Yemen luego de los bombardeos de Arabia Saudita y sus aliados apoyados por Estados Unidos, imagenes que se repiten dia a dia desde el 2014 – vientosur.info

Puede haber o no  guerra fría, pero a lo largo de los años los países occidentales no han ocultado su doble moral ni que sus intereses siempre son  sencillamente  económicos!

Foto: diariodesevilla.es

.

.

Los articulos del diario La Humanidad son expresamente responsabilidad del o los periodistas que los escriben

Spread the love

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

RSS
Follow by Email
Facebook
Twitter